Get Adobe Flash player
 
 
Giovanni Moreno parecía un desterrado de la Selección. Un día decidió irse a jugar muy lejos, a China, y desde entonces no regresó. Perdió visibilidad. Su nombre dejó de ser recordado. Quizá ya nadie –o muy pocos– esperaban su regreso. Era un jugador olvidado. Pero de repente, y como gran sorpresa, fue convocado, así juegue en China. Se le abre una nueva oportunidad después de cinco años de larga espera. 

Ha pasado mucho tiempo desde la última vez que Giovanni se puso la camiseta de la Selección. Fue en el 2012. Entonces jugaba en Argentina, en el Racing, y era un jugador cercano a Colombia, con enorme potencial, con mucha técnica.
Salió del Envigado, pasó por Nacional. Su talento indudable lo llevó a la Selección Colombia en la eliminatoria a Sudáfrica 2010 y en el comienzo de la clasificación a Brasil 2014. Incluso superó una lesión de ligamento cruzado que no truncó su carrera, en el 2011. Se recuperó para cerrar su ciclo en el fútbol gaucho y tomar un avión a China sin fecha de retorno. 

Una sola vez Moreno se cruzó con José Pékerman en la Selección y fue cuando el DT recién llegó. Fue para un amistoso contra México. Fue victoria colombiana 2-0. Jugó 10 minutos. Y entonces no volvió. Hasta ahora, cuando regresa para jugar dos partidos amistosos de la fecha Fifa que tendrá Colombia en Europa, contra España, mañana, y Camerún, el 13 de junio.
“Estoy contento. Me siento como si fuera mi primera vez y estoy muy emocionado y disfrutándolo. Los momentos son para eso, para disfrutar”, dijo ayer Giovanni Moreno, que aún es de pocas palabras, en su reencuentro con la prensa colombiana, después de tanto tiempo. 

Cuando se fue a China, dijo que lo hizo porque en la Selección ya no era tenido en cuenta. Aseguró que de lo contrario no lo hubiera hecho. Gio Moreno sabía que irse al fútbol asiático era prácticamente renunciar al equipo nacional. Y así fue por mucho tiempo. 

Llegó al Shanghái Shenhua, el equipo más poderoso de China. Allí se consolidó. Jugó con futbolistas de la talla de Didier Drogba o de Nicolás Anelka. Actualmente comparte equipo con otro colombiano, con Fredy Guarín, otro que desapareció del mapa de la Selección. Moreno Acumula ya 139 partidos en esa liga. Ha anotado 44 goles. 
"Los compañeros que estuvieron siempre nos representaron de la mejor manera, estuvimos en el Mundial que era donde queríamos estar todos"
La Selección siempre tiene la exigencia de tener a los mejores. Los compañeros que estuvieron siempre nos representaron de la mejor manera, estuvimos en el Mundial que era donde queríamos estar todos”, dijo ayer Giovanni, como quien lamenta que ese mundial del 2014 no le haya tocado a él. No se resigna. Tiene 30 años. Estar en Rusia 2018 empezó a palpitar para él, como una oportunidad que tal vez ya veía lejana. 

Giovanni Moreno es recordado por su fútbol lleno de técnica, por sus goles. A veces jugando de media punta o de delantero. A veces creando. Hoy en día, dice, se siente cómodo jugando cerca del área, donde tiene gol, donde tiene remate, donde hace asistencias. Es una alternativa para la Selección Colombia, para destrabar los nubarrones que a veces surgen en el medio campo. 

A su regreso al equipo colombiano se encuentra con viejos conocidos, con jugadores con los que compartió Selección antes de su partida: con James, con Falcao, con Cuadrado, con Ospina, con Sánchez... Y también con Pékerman, que volteó a mirar a China, a donde casi nunca mira, para llamarlo después de tanto tiempo.